Haiki
No Comments 936 Views

#MiniEntrevista CON CAROLINA VÁZQUEZ.

 

CAROLINA-VAZQUEZ-PSICOLOGA-GESTALT-SAT 500

Seguimos con nuestra sección de #MiniEntrevista que tanto interés está despertando, presentado a nuestra compañera satera, Carolina Vázquez.

Seguro que os encantan las respuestas, sinceras y valientes,  de esta dos sexual.

 

1 ¿Qué es para ti la auténtica felicidad?
La verdad, hoy por hoy no puedo decir que la conozca así como tal (la “auténtica felicidad” se me antoja como algo definitivo…); aun así, parta mi es tener más libertad para salir de los condicionamientos –del ego- y con que afuera se manifieste aquello que va en consonancia con lo que soy y con lo que quiero…y eso está en proceso.

Lo que sí voy sintiendo es cómo mi bienestar tiene que ver con una disminución de los miedos. En mi caso la emoción del miedo estaba bloqueada totalmente, no la sentía corporalmente, en mi vocabulario no aparecía. Eso hacía que sufriera por muchos motivos: al estar desconectada de mi miedo, no sabía escuchar mi necesidad, y de ahí que se me hiciera difícil atenderme, cuidarme, poner límites, etc… También los miedos -el evitar sentirlos- ponían en marcha todo lo que es el carácter, el mío; en concreto la seducción, la manipulación, el exceso de ruido, la intensidad….todo ello para tapar el miedo básico a la soledad, y el miedo a no tener (tocar la carencia).

Poco a poco voy contactando con ellos, lo que me está llevando a abrir la puerta a vivir mi vulnerabilidad. El miedo a la soledad, el miedo al abandono, y a no recibir (la vida, el lugar, y el amor) son los que más destaco. Todo ello sustentando en una profunda creencia de no merecimiento.

Una vez que puedo habitar mis miedos, justo ahí, y gracias a los pasitos del proceso, se va abriendo la cuestión de la confianza.
Así que, mi felicidad particular está consistiendo en ser quién verdaderamente soy, en creerme yo misma que valgo, sin tanta necesidad de validación externa, y en confiar en mis propios recursos, así como en ir conteniendo mis emociones. Y confiando en el orden superior, que por supuesto sabe más que yo, y que me acoge igual que a los demás.

2 ¿Cómo ha sido tu camino de crecimiento personal? ¿Cuáles han sido las herramientas que más te han servido y por qué?

Desde bien pequeña supe que quería estudiar Psicología. Yo tenía tantas preguntas, y las sigo teniendo, tanta inquietud por la complejidad de la vida y por el sufrimiento humano (el que vivía en mí y en mi familia), que, al ver que estudiando Psicología podría encontrar respuestas, hacia allí que fui.
Una vez terminada la carrera ya en Barcelona seguí con psicoanálisis lacaniano, y en esa época fue cuando me hablaron del Sat. Puse un pie en el proto y…ay, lo recuerdo con cariño…me llevé un ostión de aquí te espero. En aquél entonces no entendía muy bien lo que pasaba, pero ahora sé que lo que ocurrió es que descubrí frontalmente que yo no era el centro del mundo.

Aunque no fuera el centro del mundo a mí aquello me encantó, y ahora veo que en el fondo me alivió. Me alivió sentir que no era rara, que tenía un lugar y que encima había otros como yo!!!! Así que ese mismo año hice el Sat1, empecé la formación en Gestalt, inicié terapia gestáltica y me fui al Congreso de los eneatipos. Ala, ¡todo!!! (Intensidad característica de mi rasgo…)

Como herramientas lo que más me ha servido por supuesto es el eneagrama, luego el yoga y la conexión con mi vientre y la respiración, y permanecer en psicoterapia individual durante años. Ir viendo las resistencias, los engaños, las sutilezas del carácter, la transferencia con el terapeuta, etc.

También y más recientemente la astrología me está reforzando algo que también encuentro con el eneagrama, que es un mayor contacto con el potencial, conocer los condicionamientos, y poder observarme a mí y a los demás con más compasión. Además, estudiando los tránsitos astrológicos y la vertiente kármica de la astrología la comprensión se amplía mucho más, y en particular a mí me ayuda a relajarme y a disminuir la ilusión del control.
Otra movimiento muy importante está siendo el de hermanarme con la mujer y reparar las heridas a mi feminidad; sentir en mí el daño causado a otras mujeres, dañándome así también a mí en lo profundo. Y por supuesto me ha servido mucho lo que aprendo en mis relaciones con los demás y sobretodo…¡en la pareja! De la mano de la humildad
3 Si nos centramos en el eneagrama, ¿cuál dirías que es su mayor potencial? Te animarías a contarnos en qué eneatipo te sitúas y qué es lo que más te identifica con él.

El mayor potencial del eneagrama es que es un valiosísimo mapa para el autoconocimiento. Para mí es como encontrar la llave del tesoro, la puerta a la luz. El tema es cuestionarse la motivación de los comportamientos (o motivación neurótica) e ir viendo «ahh, para esto hago esto o lo otro», «ahhh, para evitar esto me voy por aquí o por allí»

Es ir viendo el montaje del ego, y con ello ir viendo cómo ese montaje supone un callejón sin salida, la trampa con la que nos hacemos nosotros mismos la zancadilla (!!!!)
Yo me ubico en el 2 sexual. Me identifico con todo: la exagerada necesidad de atención, la intensidad emocional, la justificación de todo en nombre del “amor”, la manipulación, la teatralización, la dificultad en pedir y mostrar la necesidad, la dependencia a la pareja, la falsa abundancia….
En mi caso hubo una ilusión de superioridad con la madre, fruto de una triangulación edípica y demás nudos. Eso hizo que me creyera más que la vida: si soy más grande que mi madre, que me ha dado la vida, luego puedo más que con la vida misma. Y así fue cómo me fui creyendo que podía maniobrar con todo a mi antojo, y obviamente, esto suponía la propia cárcel.
Viendo las pseudoganancias del lugar de “la más” y dándome cuenta de cuánto pierdo en ese lugar (el contacto con mi necesidad, mi cuidado, mi vulnerabilidad) puedo ir abriéndome al dolor y  haciendo las paces con quién soy e ir soltando…y ocupando MI lugar. Para ello, me tengo que servir de hablar claro, dejar de hacerme cargo de lo que no es mío, mostrar mi inseguridad, mi necesidad, soltando el temor al juicio y a no ser querida…y atreviéndome a sentir el rechazo si muestro lo que verdaderamente siento, quiero o necesito.
Más sobre Carolina Vázquez

«Actualmente vivo en Granada. Combino mi trabajo como psicoterapeuta con la formación en RRHH en organizciones públicas y privadas e imparto talleres de crecimiento personal»

En linkedin, AQUÍ.

 

Haiki en Facebook, AQUÍ

Haiki en Twitter, AQUÍ@_Haiki   

*Haiki está formado por Agnieszka Stepien y Lorenzo Barnó. Ambos desde el 2009, y de manera muy intensa, están al frente de diversos proyectos digitales. Su presencia en la red se sustenta en tres pilares: la arquitectura, la Identidad Digital y nuestra actividad más personal en este blog de Haiki.

*Tanto Agnieszka Stepien como Lorenzo Barnó, han realizado el proceso SAT de Claudio Naranjo y, actualmente, están realizando la formación en terapia Gestalt. A su vez,  tienen segundo nivel de Reiki y son practicantes de artes marciales como Taekwondo, Kung-fu o Tai chi.

* Los editores de esta publicación digital no nos hacemos cargo de de los comentarios y  conceptos vertidos en los textos firmados por otras personas, siendo éstos de responsabilidad exclusiva de sus autores.

* Tu comentario pudiera ser moderado, por lo tanto, aunque aparezca inmediatamente al ser publicado en la entrada, los editores de esta publicación digital nos reservamos el derecho tanto de editarlo (si fuera necesario, para hacerlo más legible) como de eliminarlo en el caso de que se usen expresiones incorrectas (descalificaciones, palabras malsonantes…). A su vez, si quieres comentar desde el anonimato puedes hacerlo, aunque, nosotros personalmente, agradecemos que tod@s nos podamos identificar.

LEAVE YOUR COMMENT

Your email address will not be published. Required fields are marked *

RELATED ARTICLES

Back to Top